James Joyce
(Dublín 1882 - Zurich 1941)

Los muertos

Notable por su experimental manejo del lenguaje, el novelista y poeta irlandés James Joyce está catalogado como uno de los pesos pesados de la literatura por las innovaciones técnicas que introdujo en el arte de novelar.

Aparte del uso extensivo de monólogos, creó una compleja red de simbolismos que emanan de sus principales influencias: la historia, la mitología y la literatura. Con estas herramientas, Joyce creó un lenguaje único de términos inventados, alusiones, percepciones psicológicas y juegos de palabras que marcaron el estilo de novelistas venideros.

Su primer poema Et tu, Healy lo escribió en 1891 y se refería a la muerte del conocido político irlandés Charles Stewart Parnell. Admirador de Ibsen, Joyce escribe en 1900 el artículo When we dead awaken en el semanario Fortnightly review. Dos años después se gradúa de la University of Dublin y se embarca hacia Europa continental. Joyce enseña inglés en Hungría y luego en Roma y en 1907 concluye The dead, última historia de su libro de cuentos Dubliners, el cual es publicado en 1914. Al año siguiente escribe Exiles y se instala en la ciudad de Zurich. Se publica en 1916 la obra A portrait of the artist, hasta ahora publicada serialmente por el periódico The egoist, entretanto en los Estados Unidos, The little review comienza a publicar episodios de Ulysses. Pronto, sin embargo, un juicio termina haciendo cesar la publicación.

Educado por jesuitas y formado en la fe católica, su época más fértil como escritor fue cuando vivió en el puerto de Trieste (Italia), donde materialmente tuvo muchas penurias. Con grandes sacrificios, su trabajo como profesor de lenguaje le permitió mantener a su esposa y a sus dos hijos.

En 1920, Joyce se muda a París y dos años después se publica Ulysses en Francia mientras que Joyce comienza a escribir Finnegans Wake, que será publicado en 1939.

Tras la invasión alemana de la Segunda Guerra Mundial, dejó Francia y se trasladó a Zurich, donde murió en 1941.

Home